¿Por qué hay multas casi millonarias por exceso de velocidad en Finlandia?

Publicado el Actualizado el

Cada cierto tiempo Finlandia aparece en los medios de comunicación de todo el mundo por meter multas astronómicas a gente que le dado más gas de lo permitido a su coche. Hablamos de números de seis cifras que harían temblar la economía de cualquier persona.

Te ponemos un ejemplo, que seguro que te sonará. Un hombre al que cazaron a 82 kilómetros por hora -máximo permitido de 60- en Siilijärvi, en el centro del país. Pues al conductor le cayó un multazo de 112.000 euros, según el diario El Periódico. ¿Por qué resultó ser tan elevada la cifra?

Tráfico Helsinki
Mucho cuidado si vas por Helsinki con mucho dinero y conduces…
Resulta que el infractor era millonario. Ahí está el truco de la vertiginosa multa: cuánto dinero tengas. A más ganes, más pagas si te pasas con el acelerador de tu vehículo. Suena lógico, ¿no? Si no fuera así y hubiera una tarifa plana, al rico tal vez no le importaría excederse de velocidad con tal de pagar una miseria.

Pongamos otro ejemplo de un ricachón que seguro que se llevó un susto tremendo cuando vio que debía pagar 54.000 euros por circular a 103 km/h, 23 más de los permitidos en la vía en la que circulaba, informa el portal Motorpasión. Eso por ganar 6,5 millones el año anterior. Esta es de risa comparada con la sanción anterior, pero atención: ¿sabes cuál ha sido la más cara?

Un chaval de 28 años tuvo la ocurrencia de darle caña al coche en una zona limitada a 40 km/h allá por el año 2003. Duplicó la velocidad máxima permitida y se llevó de regalito a casa una señora multa de 170.000 euros.

LEER MÁS | Los precios de los productos en Finlandia, también por las nubes

Sin embargo, estas disparatadas sanciones también pueden trasladarse a otras situaciones en carretera. Desde YLE proporcionan una herramienta que nos permite calcularlo.

Otras multas vertiginosas que te pueden caer si eres rico

ciclista ciudad Finlandia
Un ciclista desafiando a la policía con su móvil en la oreja.
Ahora nos imaginamos que cobramos el tope que nos permite la aplicación de YLE, 45.000 euros al mes (540.000 al año). La multa más divertida puede ser la que nos venga por conducir borrachos: ¡37.288 euros! Es decir, gran parte de los ingresos de un mes. Y mucho ojo, que es posible que incluso te lleves de premio unas cuantas noches de hotel gratis. Llámalo hotel, llámalo cárcel. Es la misma cantidad que te puede caer como máximo por resistirte a la autoridad.

Si un día vamos con un poco de prisas, con la billetera hasta arriba y nos saltamos un semáforo… ¡Ay! Nos va a doler mucho el golpetazo económico de la sanción: hasta 22.373 euros se nos irán volando.

Hay otros delitos que también funcionan con el mismo sistema de proporcionalidad. Es el caso, por ejemplo, del hurto. Si un millonario le extrae el móvil (siempre que no supere los 450 euros) a otra persona, deberá pagar 22.373 euros. Siempre suponiendo que ingresamos 45.000 al mes. También te digo que no entendería que un rico metiera la mano en bolsillo ajeno para conseguir un teléfono inteligente. En cambio, si decide vender alcohol a menores (mucho ojo, empresarios de ocio nocturno) la sanción puede elevarse hasta los 29.830 eurazos.

LEER MÁS | ¿Sabes cuánto cobran los finlandeses?

En fin, ahora ya conoces cómo funciona el sistema finlandés para sacarle pasta a la gente. Es cuestión de mirar su última declaración de la renta para ver lo que ingresó el año anterior y así saben cuánto hay que poner de multa. Dicho esto, ¿cuál ha sido la mayor multa que has recibido?

Deja un comentario