Lauttasaari y el rastro que deja la guerra en la capital

Publicado el Actualizado el

¿Sabías que hay una isla a apenas unos minutos en metro del centro de Helsinki con restos claros militares? Lauttasaari es ahora un distrito más, puramente residencial y con una incidencia baja del turismo en comparación con otras partes de la capital de Finlandia. Sin embargo, acoge algunos pequeños tesoros que deberías conocer.

En este artículo puede que te sorprenda descubrir que una guerra, cuyo epicentro debía situarse a miles de kilómetros de distancia, también se disputó en Finlandia. Te doy una pista más: se produjo a mitad del siglo XIX. ¿Aún no sabes de lo que te hablo? Pues vamos a explicártelo.

Cañón en Myllykallion bunkkerit (Lauttasaari, Helsinki)
Uno de los cañones que aún hay en Lauttasaari, ubicado en Myllykallion bunkkerit.

Dispersos en la isla de Lauttasaari (Helsinki), encontrarás toda una serie de construcciones de guerra, ya algo desmejoradas por el paso del tiempo. Todas ellas se han fundido en un ambiente puramente residencial. En este distrito podrás hallar bloques de pisos, su iglesia, servicios como supermercados, bancos, etc. Hasta pasa una importante carretera en dirección a Raasepori (Raseborg). Es, por tanto, un ejemplo de cómo puede convivir la historia y la vida actual moderna.

Si unas líneas más arriba te preguntábamos sobre el conflicto que ha dejado huella en esta isla, ahora te desvelamos cuál es. La guerra de Crimea (1853-56). Hoy en día conocerás esa península de Ucrania por la invasión rusa de hace unos años. Pues bien, en aquella época Rusia (Finlandia formaba parte de su Imperio) y Turquía se disputaban este trozo de tierra. Estos últimos tenían como aliados Inglaterra y Francia, tal y como explica la radiotelevisión pública YLE.

LEER MÁS | ¿Ya has visitado la flamante biblioteca Oodi, en Helsinki?

¿Qué pintaba Finlandia en todo esto? Pues al ser el Báltico la puerta de entrada al Imperio ruso, por allí atacó la flota conjunta francesa e inglesa entre 1854 y 1855. Las zonas costeras del entonces Gran Ducado fueron las más afectadas. Sin ir más lejos, Helsinki fue bombardeada. Ya te puedes imaginar el terror de la ciudadanía, que salía a los parques con sus objetos más preciados. Por cierto, los rusos perdieron la guerra de Crimea.

La gran joya militar de Suomenlinna también fue el objetivo de los bombardeos, pero vamos a centrarnos en Lauttasaari. Allí se colocaron tres baterías en Vaskiniemi, Veijarivuorenniemi y Särkiniemi. Apunta estos tres nombres en el mapa, pues forman parte de la ruta histórica.

Ruinas de la Guerra de Crimea en Finlandia
Las ruinas de Vaskiniemi, justo al lado del mar.

De paseo por las ruinas de Lauttasaari

Yo estuve en invierno por la isla y de esos tres emplazamientos visité Vaskiniemi. Seguramente el mejor momento para visitarlo era verano, pero cuando descubrí estos pedazos de historia no pude resistirme y cogí el metro hacia Lauttasaari. Cuando llegué me di cuenta de que además la naturaleza domina estos antiguos puestos militares. Los árboles tapan la vista de los edificios, la nieve apenas guarda la marca de las pisadas.

Al lado del mar, se esconden las ruinas de la guerra de Crimea de Vaskiniemi. Es increíble que un lugar en el que hoy se respira tanta paz, no se escucha el ruido de la ciudad, haya sido protagonista de un conflicto armado. Por cierto, la batalla que se produjo en Finlandia se la conoce con el nombre de Oolannin sota (guerra de Oolanti, el antiguo nombre del archipiélago de Åland).

Lo que el ayuntamiento de Helsinki propone es una visita en bicicleta por estos puntos para conocer estos tres puntos, a los que hay que sumar Länsiulapanniemi, donde también se instalaron baterías, y la tumba del fusilero Joseph Back, quien cayó derrotado el 9 de agosto de 1855. De todas formas, si te animas se puede hacer perfectamente a pie.

Vaskiniemi Lauttasaari
Un acto de vandalismo coherente: «¡Paz! y amor es todo lo que necesitas».

El cañón de Myllykallion bunkkerit

Aún hay un sitio más que quiero que visites. Su historia es un poco más reciente, pero también merece la pena conocerlo. Se llama Myllykallion bunkkerit, los búnqueres de Myllykallio. Fue una importante zona durante las batallas de la Segunda Guerra Mundial desde la guerra de Invierno.

En Myllykallio aún se conservan algunas construcciones y también un cañón con una placa conmemorativa. Además, este sitio también está rodeado de bosque, por lo que es ideal para reposar la mente. Las vistas también son magníficas. Como es una zona elevada, en tiempos de guerra sería un punto estratégico para controlar si vienen aviones o van a atacarnos por mar. Hoy además hay una torre de observación de aves. ¡Mucho cuidado si vas a tomar sus escaleras en invierno!

LEER MÁS | ¿Quieres conocer más sobre la historia de Helsinki? Visita ya su museo municipal

Lo bueno de todo esto es que puedes adentrarte en sus construcciones sin barreras de por medio. La única parte negativa es que algunos gamberros han aprovechado para hacer pintadas, lo que da un aspecto un tanto descuidado. Pero por lo demás, es una interesantísima excursión si te interesa la historia.

Seguro que la fortaleza de Suomenlinna la conocías, ¿pero habías estado en Lauttasaari? Visita la isla, coge una bici y luego nos cuentas qué te ha parecido.

Deja un comentario