Puukko, el tradicional cuchillo que acompaña a los finlandeses

Publicado el Actualizado el

¿Estás de vacaciones en Finlandia y no sabes qué llevarte como recuerdo? Seguro que habrás pensado en algo típico de país, que te haga rememorar tu viaje. Hay una opción que quizás no te hayas planteado, y es la de comprar un puukko.

Un puukko no es más que un cuchillo de filo corto y con mango de madera. Sin embargo, es un artículo tipiquísimo de Finlandia. Además de ser un objeto tremendamente útil, también puede ser un buen recuerdo de tu paso por estas tierras.

Puukko Finlandia
Así son estos cuchillos típicos de Finlandia.

La historia del puukko se remonta a un par de milenios atrás. Concretamente, según el club del puukko de Finlandia, sus orígenes datan de hace 2.500 años, aunque hay fuentes que lo sitúan en la Edad de piedra (entre 8.500 y 1.300 a.C. en Finlandia). Se utilizaba como un elemento de seguridad para los finlandeses, por ejemplo para salir de un agujero en el hielo o incluso para provocar chispas y encender fuego.

Este es un utensilio que ha servido en jornadas de caza o pesca. Por sus dimensiones, es imposible utilizar únicamente el puukko para acabar con un animal. Más bien serviría para rematarlo o abrirlo. Incluso si tienes pensado ir de excursión, puede ser de ayuda, aunque sea para cortar un trozo de carne que traes de casa para comer en el bosque.

LEER MÁS | Kuksa, la tradicional taza de madera de Finlandia

En cuanto al origen de la palabra puukkko, en realidad es muy sencillo. Viene del verbo puukottaa, es decir, apuñalar o acuchillar.

Esta clase de cuchillos se ha ido haciendo de forma diferente. Sin ir más lejos, el mango no se hizo a medida para las manos hasta la Edad media, momento en el cual ya encontramos un concepto de este artilugio muy similar al de la actualidad.

Puukko Suomi
¿Comprarías un puukko como este? - Wikipedia (Anssi Hietaharju; CC)

El puukko hasta la actualidad

A lo largo de los siglos, surgieron varios tipos de puukko según la región. El club del puukko calcula que hay unas 20 clases. Por citar solo algunas, están el muinaispuukko, el Vyörin puukko, el Härmän puukko, el Kalajokilaakson puukko, etc. Aun así, comparten una serie de características: una longitud de unos 20 centímetros en total, un mango de madera o una cubierta de piel para guardarlo.

En la actualidad, el puukko ya prácticamente no se hace a mano. Desde mediados del siglo XIX, según la radiotelevisión YLE, empezaron a fabricarse industrialmente. Veamos aquí un vídeo sobre cómo se forjaba antiguamente.

No está de más recordar que esta clase de cuchillos no se pueden llevar como equipaje de mano en el avión. Puede parecer obvio, pero créeme si digo que más de uno lo habrá intentado. Unos amigos nos regalaron uno, pero no pudimos llevárnoslo porque ya sabíamos que por el control de seguridad no iba a pasar. Al final ellos nos lo trajeron a Mallorca en su maleta facturada.

¿Ya has adquirido este cuchillo finlandés? Puede ser un producto bastante caro, pero seguro que tarde o temprano le encuentras su utilidad.

Deja un comentario