Alojamiento en Saariselkä: cómo elegir dónde dormir

Publicado el Actualizado el

Si ya estás pensando en tu próxima escapada por Laponia, y más concretamente por Saariselkä, seguro que pronto deberás plantearte dónde dormir. Después de la compra del billete de avión, lo más importante es encontrar un sitio adecuado para alojarte, pues al final es donde vas a pasar más tiempo.

¿Dónde puedes alojarte en Saariselkä? Allí tienes varias opciones dependiendo de lo que busques. Desde luego, tendrás de sobra para elegir, pero es importante tomar la decisión adecuada y por eso estamos aquí, para ayudarte.

Saariselkä iglesia
Esta es la iglesia de Saariselkä, con la madera como protagonista.

Lo primero que deberás mirar es en qué zona del pueblo quieres pasar tus días de vacaciones. ¿Prefieres el centro o las afueras?

Vivir en el centro de Saariselkä tiene como beneficio que tienes todos los servicios prácticamente concentrados en la misma calle y si quieres ir a comprar, al pub o la parada del bus, apenas tendrás que dar unos pasos. Además, estarás inmenso en el ajetreo de viajeros que eligen este pueblo como destino en temporada alta. Es lo mejor para gente que va sin coche (aunque este es muy recomendable si deseas moverte libremente por Laponia, pues el transporte público es mínimo).

Si tienes coche, tal vez deberías plantearte irte a las afueras. Con eso me refiero a un kilómetro del centro, que con un vehículo se llega en tres segundos. Podrás estar a tu aire en un ambiente algo más relajado y con muchas menos posibilidades de sufrir a los vecinos que si te alojas en un hotel o unos apartamentos en el corazón de Saariselkä.

LEER MÁS | ¿Quieres alquilar una cabaña en Laponia?

También deberás valorar dónde dormir dependiendo de cuántos seáis. Si sois muchos, una casa grande de las afueras te dará el espacio que necesitas. En cambio, si viajas en pareja, posiblemente un apartamento en el centro sea lo más conveniente.

Alojamiento en Saariselkä
¿Dormirías en una cabaña así?

Una de mis opciones preferidas siempre que elijo quedarme una semana en Laponia son las cabañas de kelo, con troncos de árboles que se dejaron secar una vez muertos. Son un clásico de Finlandia, de estilo tradicional y que a mí personalmente me enamora. La sensación es como de vivir un sueño.

Alojamiento en Saariselkä: esta fue mi elección

Sin embargo, para mi viaje a Saariselkä decidí probar algo distinto. No me arrepiento para nada, pues acabé encantado con el sitio. Se trata de Villa Castillo, una vivienda de dos pisos ubicada en la zona alta del pueblo. Lo primero que me llamó la atención de este lugar son las excelentes vistas de la zona. Puedes ver el centro de Saariselkä fácilmente desde su amplia terraza, así como todas las montañas que rodean el área. La ubicación, de diez.

Cuando entramos a la casa, nuestra impresión aún mejoró. El aspecto era pulcro y se nota que cuidaron los detalles. Posiblemente no hayan necesitado invertir mucho en cuestiones de decoración, pero han sabido elegir qué y cómo ponerlo todo. Hasta da la sensación de que estás en una vivienda de lujo. Una lámpara enorme sobre la cocina muy elegante, unas cortinas con estampados de renos, posavelas con forma también de reno...

Villa Castillo Saariselkä
Este es el casoplón en el que me alojé. ¿Te gusta?

Después también me sorprendió la cantidad de productos de cocina que nos dejaron en el armario. Por mi experiencia, sé que es normal que dejen café, especias, sal, azúcar y cuatro cosas más esenciales. Lo que me dejó ojiplático son las proporciones: ¡tenía hasta tres botes de cacao en polvo para elegir! Estos detalles hay que valorarlos.

Desde luego, allí dormí de lujo y muy cómodo, disfruté de un entorno natural precioso -con renos campando prácticamente al lado de tu cama- en una vivienda que combina modernidad, cierto componente de tradición y confort. ¿Qué más puedo pedir? Pues que sea barato. Nosotros fuimos en temporada baja (cinco personas) y nos salió tirado de precio. Esta es una buena opción para grupos o familias, pues la casa es espaciosa y está perfectamente equipada. Además de lo necesario, teníamos Wi-Fi, proyector, películas y música a tutiplén y hasta había un montón de juegos de mesa para pasar los ratos muertos. Podría contar tantas cosas de este sitio...

Si vas a ir a Villa Castillo, tendrás la suerte de que los dueños hablan español, así que tendrás mayores facilidades a la hora de hablar con ellos. Ellos se ve que pasan sus vacaciones en España, lo cual me resultó curioso.

Un último consejo: cuando busques alojamiento, asegúrate de tener sauna. De lo contrario, la experiencia se hace corta. Muchos finlandeses van incluso a diario en horario de tarde-noche, por si este dato te ayuda a sumergirte en la cultura local.

LEER MÁS | 10 razones para enamorarse de la Laponia finlandesa

Y tú, ¿dónde te has alojado cuando has ido a Saariselkä? O si no has ido, ¿dónde dormirías? Yo después de mi experiencia creo que definitivamente repetiría.

Deja un comentario